Tu boda es “TU BODA”.


Todos sabemos que el intrusismo laboral está a la orden del día, pero debemos llevar cuidado en quien confiamos este día tan especial.

Para que todo salga bien es muy importante estar en las manos adecuadas, solo así podremos evitar y solventar cualquier conflicto que pueda surgir incluso antes de que esto ocurra. La experiencia y el conocimento es un grado.

 

Por qué digo esto?

Me apena y disgusta muchísimo lo que varias novias me habéis comentado últimamente. Ya sois varias las que me habéis hecho llegar que, contactando con otros “wedding planner” se han negado rotundamente a realizar la boda que vosotros queréis.

Lo que no puede ser es que gente que quiera dedicarse a fabricar sueños, quiera hacer de los demas un día a imagen y semejanza de lo que uno quiere o desea tener. Así como que haya personas de vuestro entorno, que se movilicen para organizar, invitar y decorar lo que ellos quieren y no tuvieron.

 

Tu boda es TU BODA.

Y punto. Parece obvio pero no lo es. Es vuestro día tuyo y de tu novio o novia. No se casan tus amigos, ni tus padres, ni tus vecinos. Os casáis vosotr@s y tiene que ser tal y como OS lo habéis imaginado. Una boda perfecta, llena de magia, de ilusión y que os identifique. Debe ser desde que empieza hasta que termina como TÚ quieras.

 

En una boda hay muchas cosas que planear, organizar y decisiones que tomar. Es un mundo nuevo en el que os adentráis y es normal sentirse perdido. Sabéis quien puede ayudar? Cualquier persona especializada en el tema, va a centrar lo que necesitas, va a buscar la mejor opción adaptada a vuestras necesidades y va a transformar vuestro sueño en una realidad.

 

Por dónde empiezo?

Elegir, día, hora, numero de invitados, estilo de la boda; ceremonia religiosa o civil, tengo que hacer algún curso? tengo que hacer algún registro? necesito papeles?, la recepción, el fotógrafo, vídeo, vestido, música, carpas, menaje, papelería, misal, minuta, cóctel, baile, bus para invitados….

¡OH DIOS MIO!

Hay demasiadas cosas que tener en cuenta. No te agobies, todo se puede hacer paso a paso. Eso sí, recuerda que SIEMPRE eres tú quien decide TODO.  No dejes que nadie haga de tu boda, la suya. No intentes quedar bien porque a “tu madre le haga ilusion que…. o mi vecina me ha hecho lo otro y claro…” NO. Si quieren ayudar, toda idea es bien recibida, pero la decision es tuya y los demas deben ser tus manos ejecutoras.

 

TÚ TE CASAS, TÚ DECIDES.

Y nosotros estamos para guiarte, centrar tus ideas y conseguir superar tus expectativas.